lunes, marzo 24, 2008

El 24 de marzo y las Felices Pascuas

Ya nos hemos expresado en este blog respecto del 24 de marzo, en ocasión de la marcha con que se conmemoraran los 30 años, y respecto de las consecuencias de la dictadura militar en innumerables situaciones.


Casualmente este año el 24 de marzo corona las felices pascuas con lo que dos fechas emblemáticas de la historia reciente ( o no tanto) parecen entrelazarse.


No es el propósito de este post recapitular lo que ha sucedido en una y en otra ya que fue realizado en diversas oportunidades.


Por el contrario queremos volver sobre la idea del antes y del después que significó el 24 de marzo del 76 (ese que aparentemente hoy muchos no recuerdan según algunas encuestas interesadas), un verdadero "tajo histórico", denominación que en su momento utilizó el intelectual marxista Aníbal Ponce para definir al golpe de 1930 y el efecto que produjo en la sociedad.


Digamos que hasta ese entonces era habitual que se invocasen conceptos universales, pero que se considerasen de propiedad de ciertos grupos.


Por ejemplo, corporación militar se atribuía la idea de la "Patria" misma, por lo que en su carácter de "reserva moral de la Nación" se sentía en condiciones de determinar quien era y quien no era "patriota".


A partir del golpe del 55 determinados grupos se atribuyeron la condición de "democráticos", por lo que la democracia era cosa de "democráticos", y con esa idea proscribían al peronismo que era la mayoría del país.


No tan lejos de concepciones por el estilo estaba la militancia política de lo que se denominaba el "campo popular".



En los mas politizados colegios secundarios a principios de la década del 70 la militancia política dividía al mundo en "militantes" y "boludos". Propongo detenerme en este punto y trabajar un poco mas esta dicotomía



MILITANTES Y "BOLUDOS" DURANTE LA DICTADURA.



Las famosas consignas dictatoriales tales como "yo vengo a estudiar", o "algo habrá hecho" apuntaban a separar a la militancia del resto de la población



Y eso se produjo efectivamente:



Las movilizaciones de las Madres de Plaza de Mayo eran en extremo minoritarias, y su fortaleza comenzó a entretejerse a partir de su difusión en el exterior.



Fuera de la resistencia de los organismos de derechos humanos, existieron episodios de resistencia de la clase obrera, pero era ante todo la militancia sindical la que los protagonizaba



Eso sucedió hasta el final de la dictadura. Pero hubo una movilización cuya naturaleza fue distinta.



FELICES PASCUAS Y "LA GENTE".


En la Semana Santa del 87 sucedió algo inesperado:


Para rechazar la asonada de Rico, a los contingentes habituales de militantes comprometidos y orgánicamente encuadrados se sumaron muchos "sueltos" que no pertenecía a organización alguna.


Pertenecía en su mayoría al mismo sector social que pasivamente había apoyado la dictadura, y que ahora, seducido por el discurso alfonsinista rechazaba cualquier intento golpista.


Los mas humildes no se habían incorporado a esas movilizaciones. Buena parte de ellos, tiempo después, le dieron sus votos a Aldo Rico, ahora devenido político "democrático" (si es que eso se puede decir de Rico) que se presentaba a elecciones.


Esa movilización fue desactivada con el recordado deseo de "Felices Pascuas" por parte de Alfonsín, cuando una parte de la multitud se dirigía a Campo de Mayo adonde se hallaban los amotinados.


Esto fue la emergencia de un evanescente y nuevo sujeto político al que se dirigió luego Chacho Álvarez bajo el nombre de "la gente".


"La gente ", generalmente no se movilizaba pero abandonaba esta vez su naturaleza de "mayoría silenciosa" para ocupar las calles. No había un claro convocante, ni siquiera Alfonsín lo era, había un tema que convocaba: el rechazo al golpismo.


EL 2001 LA ÉPICA Y LA LÍRICA.

Ya hemos hablado también de este acontecimiento en reiteradas ocasiones.

Digamos que fue un mix de "cosa organizada", por algunos intendentes del conurbano, el Duhaldo-Alfonsinismo, la UIA, y otros sectores interesados en la devaluación, pero fue también un verdadero enjambre inteligente que se organizó sin convocantes claros alrededor del rechazo al "corralito" (congelamiento de los depósitos), y en el que la profusión de mails (todavía los blogs no eran muy conocidos) jugó un papel muy importante.

David de Ugarte y Juan Urrutia acuñan el concepto de "cyberturbas" y lo ejemplifican con el derrocamiento de De Estrada en Filipinas, o con las rebeliones de los suburbios parisinos.

En verdad esto fue un verdadero prólogo a ambas, y condicionó la política argentina por un tiempo.

Algunas lecturas sugieren que esos episodios sólo han tenido consecuencias "anti políticas" de derecha, y que se observan en el triunfo del conservadorismos cualunquista cuyos representantes serían Macri y Scioli.

Otros advierten que los Asambleístas de Gualeguaychú parecieran sugerir lo contrario.

Nuevamente tomando conceptos de De Ugarte tal vez podamos hacer una aproximación diciendo lo siguiente:

El costo de la disidencia entre los "militantes" siempre fue alto, su ética estaba por tanto imbuida de la épica heroica. Esto suele ser funcional a "oligarquías" que creen que se les debe la vida y que por tanto ostentan un "bill de indemnidad".

En el caso actual, tomando palabras de DeUgarte, tal vez nos hallemos frente a una lírica y no a una épica, siguiendo también a Süskind.

De Ugarte lo hace con éstas palabras:


"La lírica, entendida como la forma de proyectar opciones
de futuro desde lo que se vive, se siente, se disfruta y
se hace en el presente, no es sino la representación en
relato de un ethos particular, de una manera de vivir que
se plantea como opción entre otras, que no busca anular
el campo a las otras ni negarlas. La lírica invita a sumarse
sin diluirse, busca la conversación, no la adhesión. Se trata
de una opción ética frente a la dimensión excluyente,
sacrificial y de confrontación que irremediablemente plantea
la épica."

Tomando mitos clásicos, con la épica identifica a Jesús de Nazareth, con la épica a Orfeo.

Tal vez iniciar una conversación sea la forma de empezar a sumar opciones populares.

Tal vez los"boludos", los que cuando salen lo hacen por su propia vida, y no invocando representaciones no lo sean tanto.

Comenzar a analizar ésto tal vez sea una forma de empezar a homenajear como se lo merecen a las víctimas de la dictadura

1 comentario:

silviorodriguezpuntog dijo...

Hola!

Te invitamos a pasar por nuestro blog y hacer tu propuesta de "concierto ideal" de Silvio. Te esperamos.

Un abrazo.

www.lacoctelera.com/silviorodriguezpuntog